Volver a escribir.

La pandemia ha servido a algunos escritores para relajarse y escribir más y mejor. En mi caso no ha sido así, y creo que no soy el único. Necesitaba parar y eso hice. Detuve toda la maquinaria mental para dedicarme en cuerpo y alma a la familia, la comida, la vida en casa, la educación de las hijas, el teletrabajo y la búsqueda de paz en cosas tan prosaicas como los rompecabezas, las lecturas, el silencio contemplativo y la pintura. Ahora, que ya han pasado unos meses, y que recobramos la rutina de la normalidad que nunca debimos perder si hubiera habido mascarillas, retomo yo también y con gusto. Regresa el divino arte de teclear historias que guarda mi mente y que durante estos meses han estado barruntando por salir.

En verano fui despertando. Ya sé que escribir es una vocación recibida, y que no puedo eludir fácilmente mi responsabilidad. Ya sé que es un compromiso con los talentos que me dieron en espera de que regrese el que me los confió, así que no tengo más remedio que acomodar una nueva historia el orden y la estructura conveniente, para ir dando forma, más pronto que tarde, a una nueva novela.

A finales de agostó dibujé una posible de terror y misterio. Algo policíaco y psíquico a más no poder, pero me puede la seducción de Jeremías, así que he optado por aplazar la anterior, y entregarme en cuerpo y alma a una nueva escritura. Será novela histórica, eso seguro, y no puedo decir más.

Todavía resuena el eco de TRAS EL CIELO DE URANO, que fue editada hace un año, y que ha funcionado menos en promoción que las anteriores. No sé si se ha vendido o no. La verdad es que no lo sé, porque no he preguntado. También tengo pendiente escribir una segunda parte de ésta gran novela de ciencia ficción. Todo llegará. La paciencia todo lo alcanza, dicen.

Es lo que toca. Ponerme el mono de escritor y volver a las andadas de la tecla, la investigación, la redacción y la elaboración lenta y pausada de una nueva obra. Así será si Dios quiere. Esfuerzo y dedicación no me va a faltar. Si me acompañan con la lectura…

Felices días, felices lecturas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .